6 de noviembre de 2012

Vigencia de la idea del amor en Bécquer

Algunos versos de Bécquer se encuentran entre los más conocidos; versos que tratan de un amor intimista, fugaz y dirigido a una amada intangible, desconocida, o versos que tratan de un desamor amargo, rencoroso y orgulloso. En realidad, actualmente este tipo de amor no suele salir representado ni en el cine ni en la literatura, no porque no exista, sino porque "no está de moda", el amor se ve como algo más tangible y la idea becqueriana puede considerarse como amor platónico o fase de enamoramiento.

Así pues, las películas románticas más famosas de los últimos años, como El diario de Noa, de Nick Cassevetes o Quiéreme si te atreves de Yan Samuell nos muestran un amor más cercano.Los enamorados se conocen bien y el amor entre ellos ha crecido poco a poco, a la vez que la confianza. Hay una dependencia entre ellos; quieren tanto a la otra persona que lo darían todo por ella, pues su vida sin esa persona no tiene sentido. Entonces, el desamor que se profesa actualmente es la consecuencia de este tipo de amor; un sentimiento de vacío, rogar por la vuelta del amado, sentirse culpable, desearle lo mejor al otro, aunque les haya hecho daño. Así, por ejemplo, Adele dice en Someone like you "No deseo nada, excepto lo mejor para ti. No me olvides, te lo suplico" y The Police cantan en Every breath you take "¿No puedes ver que me perteneces? Como me duele el corazón con cada paso que das..." Sin embargo, ¿es este el único tipo de amor que sentimos? No, a veces nos enamoramos de ideales y lo exageramos todo mucho más, lo que pasa es que lo expresamos de una forma más intimista, no se hacen películas sobre amores platónicos. Aún así existen ejemplos contemporáneos de este tipo de amor, como Co-razones de Carlos Salem, "que cuando ella pasa por debajo del cielo, solo el tonto mira al cielo" o la canción Rojitas las orejas de Fito y Fitipaldis "¿qué tiene tu veneno? que me quita la vida solo con un beso". Por otra parte, también hay expresiones actuales del amor becqueriano, como la canción Somebody that I used to know de Gotye, cuyo mensaje general se puede resumir en "te quise, pero me hiciste daño, no tenías que haber sido tan cruel". Es decir, es un reproche, al estilo de los de Bécquer.

En conclusión, aunque el amor hoy en día no se presente frecuentemente desde el punto de vista de Bécquer, los sentimientos que Bécquer expresaba siguen vigentes en nuestra sociedad, y esa es la razón por la que sus Rimas siguen gustando.

6 comentarios:

Smile-me dijo...

La verdad es que Becquer tiene una forma muy peculiar para sacar al exterior los sentimientos en formas de palabras. No es raro que se haya tomado su forma para transmitir en otras ramas del arte. Un genio inmortal en sus dulces palabras.

Antonia dijo...

Me ha gustado mucho tu artículo. Coincido contigo: los sentimientos que refleja Bécquer son universales, ...
Buen trabajo, Rocío.

Carla Portillo dijo...

A mi también me gusta mucho tu trabajo, espero que mañana se te de bien la presentación y sea igual de buena. :)

Angel Lopez B1A dijo...

Como ya has podido comprobar con mi argumentación estoy de acuerdo con tu punto de vista y me ha gustado mucho como has introducido ejemplos de canciones y películas.

Tami Fernández Delgado dijo...

Me ha gustado mucho :) gracias por compartirlo :)

Eva Pérez dijo...

No había visto esta entrada, se me había pasado, pero ahora pasando despacio me he dado cuenta.Bravo Rocio!