22 de noviembre de 2011

22 de Noviembre de 2011


Hoy hemos empezado la clase casi 20 minutos tarde, porque teníamos el en la clase anterior un examen de historia y nos han dejado ese tiempo para poder hacerlo. Después la profesora nos dijo que hablaríamos sobre el libro de lectura (La tribuna) para los que tuviesen dudas sobre el libro y pudiésemos entender mejor algunos apartados. Hemos diferenciado a los personajes, Amparo y su familia su madre y su padre Don Rosendo. Su actitud y comportamiento con la gente y su familia. También analizamos los componentes de la familia Sobrado .Luego la profesora comenta las acciones y la posición que toma después de la revolución de 1868.Aunque no siguió mas adelante para no estropear la historia. Así que nos tocará leer el final de la historia. Esto fue todo y no dio mas tiempo porque ya estaba sonando la sirena.


27 comentarios:

Lidia Carrasco dijo...

Una vez acabado el libro, tengo que decir que me ha sorprendido el final, en concreto la actitud de Amparo, la cual no envió esa carta con la que se desahogaría de todo el daño causado por Baltasar. En la relación de estos, se puede apreciar claramente el determinismo social. El pobre, pobre es, y no podrá estar nunca a la altura de un rico.
Por otro lado, me ha gustado el realismo en cuanto a los sentimientos, puesto que nadie se salva de los infortunios del amor. Incluso la persona que puede parecer más fuerte y más independiente, acaba pasándolo mal y reflejando, aunque lo intente evitar, el daño que causa el amor cuando se acaba, y más después de tantas promesas (en este caso las que le hizo Baltasar).
En cuanto a la historia en sí, en ciertas partes, se me ha hecho difícil su comprensión debido al lenguaje que emplea. También, cuando aparecían las descripciones, la velocidad de lectura se ralentizaba, pero al fin y al cabo, debido a la corriente a la que pertenece, la obra debe ser así.
Se pueden apreciar rasgos característicos como la diferencia de clases, el protagonismo de la clase obrera, las enfermedades, el reflejo de la sociedad del momento y de los acontecimientos que tienen lugar, como la República...
Todo ello ha dado lugar a un gran obra naturalista del siglo XIX.

Thomas dijo...

La Tribuna,es la primera obra de carácter naturalista escrita en España por Emilia Pardo Bazán.Se caracteriza por ser una obra con un claro determinismo social y por ser una especie de arma de combate político,social y ético.
Como no podía ser de otra forma La Tribuna es una obra que nos muestra la realidad de la época que va a estar marcada por las Revoluciones liberales que darán lugar al surgimiento de nuevos ideales políticos.Estas ideas influirán en un gran movimiento social que causará mucho seguimiento sobre todo en la clase obrera, que harta de la desigualdad existente en la época va a luchar para conseguir la libertad e igualdad que se conseguirá con la I República.
Nuestra protagonista, Amparo, va a representar a este colectivo obrero que lucha por sus derechos y por un cambio social.Este aspecto se va a entremezclar con lo personal en cuanto a la vida de Amparo produciéndose a su vez una lucha interna entre las emociones de la protagonista.Amparo va a intentar llevar su visión liberar a lo terrenal lo cuál no va a funcionar porque a pesar de encontrarse en una etapa de cambios , el pensamiento de la burguesía no va a ser tan radical como el de la clase obrera. Produciéndose así un fracaso claramente marcado por el determinismo debido a que moriremos en el nivel social en el que nacimos.

En mi opinión es una buena obra para entender la mentalidad y conflictos sociales de la época. Quizás el único inconveniente sea que la descripción tan precisa de la realidad hace la lectura más pesada y confusa al lector.Además el desenlace de la obra queda muy claro en cuanto a nivel político pero a nivel personal parece que nos encontramos ante un final abierto.

Por último, como la antigua entrada proponía dejo una interrogación acerca de un aspecto de la obra:

Chinto, el aprendiz de Rosendo, se muestra en la obra muy cuidadoso e involucrado en las tareas y recados de la casa de Amparo a pesar de ser tratado como un "burro de cargas".Tras su independencia el muchacho sigue acudiendo a la ayuda de la tullida a pesar de no ser su obligación y de no ser bien recompensado.Incluso se propone a ejercer de tutor o padre del hijo de Amparo aunque no es suyo.¿A qué se debe este comportamiento tan poco inteligente?¿A el amor que siente hacia Amparo?

Carlos dijo...

En esta obra, en La Tribuna, podemos ver perfectamente aspectos de la corriente del Naturalismo, así como aspectos de la realidad bastante bien representados, como la diferencia entre las clases sociales, la clase obrera, las guerras civiles de la época,la República etc, que ocurren en el siglo XIX. Se nos muestra el pensamiento de la gente progresista que intentan que a todo el mundo se le trate desde un igual.
En la obra podemos observar que hay varias descripciones, las cuales se hacen al detalle, y pueden hacer un poco pesada la lectura ya que al ser bastantes y largar relentizan la lectura y dificulta la comprensión.
Como han dicho mis compañeros antes ami también me sorprende las parte en que Amparo no entrega la carta,sin embargo, pienso que vuelve a actuar de la misa forma en que actuaba hasta antes de enamorarse de Baltasar, aunque posteriormente se arrepienta y quiera apedrearle la casa, que pienso que es debido a las jaquecas que sufre, aunque con Chinto siempre actúa de la misma manera.
En cuanto a Amparo, representa sus emociones al detalle, desde que es pobre e intenta llegar a que la traten igual que la los ricos, aunque al final no lo consigue como se demuestra en su romance con Baltasar. A ella lo que más le importaba era que dejase de haber la distinción de la gente por la clase social, por eso se implica tanto en la política, llegando a provocar una manifestación, y apoya a la República.

Sergio Pozo dijo...

Con el libro ya acabado mi opinión es que es un libro a la vez que muy verosímil sobre la sociedad de la época es bastante aburrido la verdad.
No es mi tipo de libro porque el movimiento no cuadra con mi gusto de libros, la observación y puesta de esa observación en la obra se traduce en descripciones enormes y continuas lo cual deja un poco en segundo plano la trama del libro que es lo interesante del mismo. Desde mi punto de vista la trama de este libro no ocupa ni un tercio del total, esto me ha hecho la obra bastante pesada.
Por otra parte los personajes tampoco me han motivado demasiado la obra todos se describen como sosos, cazurros o abusando de Chinto (el cazurro número uno).
La obra esta muy influenciada por el movimiento republicano de La Gloriosa que puede ser casi lo mas destacable del libro, ese cambio de mentalidad en las de La Fabrica por la ilusion de la república federal

javier jimenez dijo...

Emilia Pardo Bazán en su libro La Tribuna muestra su técnica naturalista.
La autora mediante un narrador omnisciente nos cuenta la historia de una chica llamada Amparo. Esta vive en Marineda (nombre que la autora usa para referirse a la ciudad de La Coruña) con su padre al cual ayuda en su trabajo como barquillero, y con su madre una mujer invalida debido a una enfermedad, con la que convivía hacia unos años.
A Amparo le gustaba pasear por la ciudad y un día pidiendo limosnas conoció a un hombre el cual le ofreció trabajo en la fabrica de tabacos donde su madre había trabajado años atrás.
Ella comienza a trabajar en la fabrica y hace amigas.
En esta época se está intentando instaurar la revolución en España con la cual Amparo simpatiza.

Daniel Caro dijo...

Al termino de la lectura de La Tribuna, hay varios factores que me chocan, como el desprecio que le tiene Amparo al principio a Chinto, a pesar de que Chinto no la ha hecho nada mal, sino al contrario, solo la quiere. También me choca el final, cuando Amparo tiene su hijo, ya que aunque repele a Baltasar y a Josefina, nunca se llega a mencionar, ni física ni mentalmente su estado.
En cuanto a su lectura, en muchas partes me ha parecido pesada debido a su alto contenido descriptivo y su falta de dialogo, aunque como es Naturalista, es normal que este patente la descripción más pura.

miriam dijo...

Una vez terminada la lectura del libro, para mí un aspecto muy interesante de la obra es el análisis entre las diferentes clases sociales, incluso esto se ve en que cada clase social vive en un lugar diferente en Marineda. Además también refleja la pobreza de las clases sociales inferiores frente a las superiores. Al ser una obra naturalista tiene aspectos como como que la obra se desarrolla en un ámbito rural y lúgubre o la presencia de descripciones muy detalladas y minuciosas.
Lo que más me ha impactado de la obra es el final. A pesar de la marcha de Baltasar a Madrid y como consecuencia el no hacerse cargo del niño de su hijo, Amparo se olvida de eso y sale a celebrar la instauración de la República federal porque es el sueño que ha estado persiguiendo durante toda la obra.

Cristian dijo...

Coincido con mis compañeros en que la continua descripción tanto de los personajes como de los ambientes hace la lectura un tanto pesada, no estamos acostumbrados a una lectura tan detallista y con poco diálogo. Quitando esto, la obra es Naturalista donde se ve el determinismo social, caracterización de personajes prácticamente científica y el retrato verosímil de la realidad, incluso con los diálogos de las personas en función de su clase (la gente del pueblo y las trabajadoras de la cigarrera hablan con ceceo, por ejemplo).
En respuesta a Tomás, creo que es la única solución que se me viene a la cabeza además que al principio de la obra ya dice que mirar a Amparo le gusta tanto como le gustaba mirar el mar.

Adrián dijo...

La tribuna de Emilia Pardo Bazán a mi me ha resultado una obra diferente a las demás, ya que habla sobre los problemas de las personas más normales de la sociedad, de su dificultad para encontrar trabajo y para comer. Trata la intrahistoria de las revoluciones, así como la difícil historia de Amparo y como se va haciendo una persona cada vez más importante y se va sumergiendo poco a poco en la política de esos tiempos. Uno de los aspectos más destacables es como trata a Chinto: ayuda al padre de Amparo a producir barquillos así como a la familia a comer cuando no tenían dinero y le declara su amor a Amparo, y esta, las únicas palabras que tiene hacia el son de desprecio y asco. En general, la obra me ha parecido un poco larga y difícil de leer, aunque su argumento es original y entretenido.

Javier Cristóbal García dijo...

Sinceramente, me ha resultado muy difícil terminar La Tribuna, debido principalmente a dos de las características del Naturalismo, como son la descripción exhaustiva (que había partes que tenía que leer varias veces por su larga extensión) y la ausencia de diálogo debido a esa descripción exhaustiva. La protagonista, Amparo, me parece un personaje demasiado cruel y ambicioso. La obra está basada en el determinismo social (otra característica del movimiento literario) y sobre todo en las ideas políticas, que influirán muy notoriamente en la sociedad.

Borja dijo...

Al igual que les ha pasado a todos mis compañeros, la actitud de Amparo es uno de los elementos que más me ha sorprendido. No únicamente por el final, como bien señala Lidia, sino por una actitud totalmente diferente a lo que se nos solía mostrar en las obras pertenecientes a las anteriores etapas. Si comparamos los personajes de Amparo y doña Paquita, de la obra "El sí de las niñas" de Leandro Fernandez de Moratín, observamos como ambas presentan un carácter prácticamente opuestos. Mientras Amparo toma las riendas de su vida, ya que es una mujer valiente, austera e independiente, doña Paquita muestra una gran fragilidad y dependencia en la figura del hombre, en su caso don Carlos, su amado.

Por otro lado me llama la atención la evolución que sufren los personajes a lo largo de la obra, pues no son simples ideas, sino personas "reales", es decir con un carácter propio y que cambia con los acontecimientos, es decir como en la vida misma. Un ejemplo claro de ello es el personaje de Amparo, que pasa de ser una niña revoltosa y obediente a ser una mujer independiente, fuerte, capaz de llevar la voz de todo un colectivo.

Por último me gustaría señalar que "La tribuna", muestra claramente la intención de reflejar la realidad de la época que con tanto ahínco los autores naturalistas perseguían. Esto se muestra en la forma de hablar de algunos personajes, como suprimir la "d" final de las palabras, así como así como la descripción minuciosa de personajes y los lugares donde se desarrolla la trama.

La obra me ha servido para conocer más de cerca lo que sucedió en una etapa de gran importancia para la historia de nuestro país como fue la Revolución de 1868 además de saber hasta que punto afectaba en la vida de la gente la pertenencia a una determinada clase social.

c0ck3 dijo...

La Tribuna, de Emilia Pardo Bazán, es una obra literaria de naturalismo en la cual la lectura se hace un poco pesada(tal y comohan dicho mis compañeros), aunque hay algunas partes en las que te engancha. Una de la cosas mas interesantes que tiene el libro, a mi parecer, es la evolución del personaje de Amparo a lo largo de toda la historia, como pasa de ser una niña que se divertía mirando escaparates a er la tribuna del pueblo.

David dijo...

A mi lo que me impresiona es como critica un poco a Amparo por leer los periódicos, y creerse lo que dicen sin haber antes buscado información, algo lógico pensando en la forma de pensar que a adoptado por la lectura de los periodicos

Elena dijo...

En realidad no tengo muchas más que decir. Coincido con mis compañeros en muchísimos aspectos.
Para empezar, la Tribuna es una obra que refleja perfectamente la realidad de la época en que se desarrolla y representa fielmente el movimiento naturalista, además es considerada la primera obra que refleja y defiende este movimiento.

En cuanto a los personajes, me ha sorprendido gratamente Amparo. En la obra, Emilia Pardo Bazán nos la presenta como una niña rebelde y a lo largo de la misma, va evolucionando y se convierte en una mujer decidida, segura de sí misma e inconforme con la sociedad y la política, basándose en lo dicho en periódicos.
Como bien ha dicho Borja, es una obra totalmente opuesta a la lectura anterior de El sí de las niñas, (aparte de no haber diálogo) es una redacción distinta, basada en la descripción exhaustiva de ambientes, lugares, personajes... y por los pensamientos, acciones y comportamiento de estos.

En cuanto a la lectura, sí, se ha hecho un poco pesada por la excesiva descripción, e incluso había partes en las que me perdía.

Antonio dijo...

Como bien han dicho mis compañeros, en la tribuna se muestran muchos aspectos de la época en cuanto a las ideologías políticas y sociales, el enfrentamiento del cristianismo católico con el protestantismo y las diferencias entre la clase obrera y la burguesía.
En esta obra como en el naturalismo se destacan el lenguaje popular que puede llegar a ser vulgar en los diálogos y las descripciones precisas de los lugares y personajes, además el autor intenta describir la sociedad de la época muy claramente. Personalmente el libro me ha parecido que era bastante lento al leerlo y en general me ha parecido interesante el desenlace de la historia aunque ha quedado un final abierto en algunas cuestiones.

Lucía dijo...

Mis compañeros creo que ya han resaltado convenientemente prácticamente todos los puntos principales de esta obra naturalista del siglo XIX.

Solo quisiera añadir unos pequeños detalles. No sé por qué pero en un punto me ha recordado algo a la Celestina, no en Borrén ni sus actitudes, sino, más bien, en la predicción que realiza la comadrona, Pepa, al decirle a Amparo que ya se bajará ella del pedestal en el que se cree encontrarse cuando la necesite, lo que, finalmente, ocurre cuando Amparo tiene que dar a luz.

También decir que me ha resultado curioso cómo ha ido evolucionando y cambiando el personaje de Amparo, y, a la vez, se ha mantenido estable. Puesto que esto es lo que decreta el determinismo social, eres lo que eres. Amparo comienza como una chiquilla bruta, agresiva y con fuertes convicciones sobre la educación, cosas que luego seguirá manteniendo, puesto que sigue abogando hasta el final aquello de que la instrucción servirá para igualar las clases, sigue siendo agresiva, como muestra en la huelga y algo bruta, como se muestra al pegarle un empujón a Baltasar o tratando a Chinto.

Por otra parte, también me han llamado la atención la fuerte caracterización del habla y las exhaustivas descripciones, aunque estas, como a todos, me han resultado algo pesadas en varias ocasiones.

Por lo demás, decir que uno de mis personajes a los que más cariño he tenido y que me ha faltado un "sí" de Amparo al final, lo que me ha hecho que no la tenga en tanta estima, es a Chinto, el cual no aparece mucho al medio de la obra pero en el final sigue estando ahí, junto a Amparo, en lugar de Baltasar que está con Josefina en Madrid y no viendo como viene al mundo su hijo.

Quizás una de las escenas que más me haya gustado ha sido la de la huelga, puesto que Amparo se mostró en todo su esplendor en ese instante, haciéndose notar y demostrando lo que valía, sin tanta necesidad de bombo y platillo como aspira en toda la obra, simplemente siguiendo a sus ideales.

Daniel Ramirez dijo...

En realidad no tengo mucho mas que añadir, es una obra naturalista ya que se tratan principalmente temas sociales, destaca tambien la evolucion de personajes como Ampara que empieza siendo una niña, etc. Predomina la descripcion detallada y escaces de dialogo. Personalmente este libro me gusta menos que los dos anteriores.

Juanfran Rodríguez dijo...

Me ha parecido un libro que refleja muy bien la sociedad de aquella época, con sus conflictos y problemas, como las revueltas en la fábrica o la búsqueda de la república. Según el video que Antonia nos puso, he podido ver que Amparo tiene mucha relación con los gustos y su ideología de doña Emilia Pardo Bazán, ya que era una mujer que vivió de lleno el Naturalismo con sus temas de enfermedades y miserias y el acercamiento a la clase política, con un afán de revolución.
Me ha sorprendido mucho el cambio al que han sido sometidos muchos personajes, como la protagonista Amparo, que al principio es una chica sin cuidado de sus padres y al final es una revolucionaria total; o Chinto, que empieza ayudando a hacer barquillos con el señor Rosendo y luego trabajando en la fábrica, aunque siempre está en casa de Amparo debido a su amor hacia ella.
En cuanto a la lectura, al igual yo creo que muchos de mis compañeros, no ha sido del todo amena y puede haber fragmentos que tengan dificultades para entenderse, pero aún así, el libro me ha gustado bastante.

aldo dijo...

La tribuna es una obra naturalista que refleja con mucho detalle la realidad de una época, tanto en lo social como en lo político, convirtiéndose Amparo en una activista política defendiendo como mejor forma de gobierno la república. Me ha llamado a atención como evoluciona el personaje de Amparo que con trece años sentía predilección por lo elegante y la clase superior, pero a medida que se iba introduciendo en el mundo de la política comenzaba a rechazar a la burguesía. El personaje principal de esta novela, pese al decadente ámbito social del que procede, es capaz através de su oratoria de difundir sus ideales, convencer y arroparse por el grupo de las trabajadoras de la fábrica de tabaco y convertirse en una figura importante en Marineda. La única equivocación que realiza según mi punto de vista es pensar que Baltasar iba a cumplir su palabra de casarse con ella cuando el matrimonio de personas de distinta clase social era una utopía en esa época.

Jorge Pastor dijo...

Con la lectura finalizada, al igual que el examen, he de decir que un libro complejo de entender, debido a los saltos que la autora realiza, de repente te cuenta que está en plena reunión de La Unión del Norte, y acto seguido, realiza una detallada descripción de un personaje, sin contar el momento de alumbramiento del vástago de Amparo o el momento en el que se concibió.
Pero pelillos a la mar a resultado ser una lectura muy reconfortante, que ha coincido con el ambiente hostil en el cual nuestra sociedad está sumida hoy por hoy (me refiero a las huelgas, de profesores este año, o de mineros el año pasado, o de camioneros). Además refleja fielmente la sociedad de la época y el importante momento histórico que en ese momento se vivió.

Daniel Gutiérrez dijo...

En mi opinión, la obra de Doña Emilia Pardo Bazán se caracteriza por realizar una descripción completamente objetiva de la sociedad del momento en forma de novela mediante la "pintura" de esa realidad histórica. Un recurso lingüístico empleado de forma masiva para la concreción total de esa realidad es el uso de adjetivos especificativos.

Por lo demás, pese a que hay más descripción que argumento, refleja perfectamente como se comportaba la sociedad y sus ideales (tal como era el objetivo del Naturalismo).

Finalmente quiero afirmar que la obra en sí es una magnífica descripción de esa realidad, por tanto, para el que estudie los problemas que plantean la sucesión el el trono tras la muerte de Fernando VII le sirve la obra como perfecta prueba para observar como eran las costumbres e ideas del momento.Personalmente, me parece que refleja la realidad como un cuadro, pero como novela en sí tiene poco argumento, luego su lectura para los que buscaban acción se vuelve difícil.

P.D: Pido disculpas por el retraso en subir el comentario.

Lidia Tomás dijo...

Después de leer La Tribuna, estoy completamente de acuerdo con mis compañeros en que la continua descripción de los ambientes y personajes la hace un poco pesada. Está bien que haya descripciones dentro de una obra, pero yo opino que en esta novela hay demasiadas.

También hay que decir que en esta obra se releja claramente aspectos del Naturalismo como:
-Clara realidad
-Ambientes tristes
-Personajes enfermos y desgraciados

Gracias a esta obra podemos conocer los conflictos y los movimientos de la época aunque a veces resulta un poco confuso.

En mi opinión es una obra totalmente diferente a las demás y no muy de mi gusto.

Jose David dijo...

Para mi la Tribuna ha sido un libro bastante difícil de leer por la cantidad de descripciones que había que hacían que la acción del libro fuera lenta y por lo tanto costaba no distraerse. Por otro lado me ha gustado porque te da una imagen de como era la vida en esa época,te das cuenta de que era una vida difícil y injusta, había gente trabajando en condiciones pésimas, como el padre de Amparo, y gente que se limitaba a vivir la vida, y no solo eso, sino que encima de que vivían sin tener que trabajar, despreciaban a quien si lo hacía.
Aunque la novela me ha resultado complicada de leer, me alegro de haberla leído porque me parece una buena forma de estudiar historia de España y incluso me sirve para relacionar conflictos actuales y ver que algunos se remontan a tiempos tan lejanos.

Antonia dijo...

Lamento que os haya resultada "pesada" de leer la obra de Emilia Pardo Bazán.
A mí, es una obra que me gusta especialmente porque encuentro dos líneas muy interesantes: una política, que refleja los conflictos sociales tan importantes y que no se cierran - lo veremos en el próximo movimiento literario - y otra línea: la historia amorosa de Amparo que cuenta con bastantes ingredientes que harían de ella un perfecto "culebrón".
Por otro lado, a pesar de que la novela no ha sido de vuestro gusto personal, habéis podido extraer las características del momento y la corriente artística a la que pertenece.
¡Buen trabajo!

Edgar Pérez dijo...

en mi opinión la obra de la tribuna es una obra fantantastica desde el punto de vista de las descripciones que lo que la autora consigue que el lector se vea mas involucrado en el libro dado que a través de esas descripciones se te forma una idea mental de la situacion en la cual se encuentran los personajes y te ayuda a meterte en el fondo de la narracion.
Por otra parte y tambien bajo mi punto de vista esas descripciones que antes he mencionado hacen que el libro se haga quizás muy pesado de leer y algo aburrido pero en fin es el precio que tienes que pagar para poder involucrarte en esta gran historia que nos cuena Emilia Pardo Bazán en esta obra.

Juanka dijo...

Yo creo que en si la trama de la obra tiene bastante interés pero como dice mucha gente por tanta descripción se hace un poco pesada y yo creo que la obra no debería acabar así, me quede con ganas de saber que pasaría con Amparo y su hija y en cuanto a lo político esta genial que trate sobre eso pero yo creo que debería profundizar mas. A parte de la pesadez de tanta descripcion es una buena obra pero como dije antes le falta un mejor final.

Melissa dijo...

Bueno, Amparo, protagonista de la Tribuna tendrá otro "final" en una novela que escribirá la autora más adelante: Memorias de un solterón. El hijo de Amparo obligará a su padre, Baltazar, casarse con su madre, y será esto una especie de reparación o venganza.(Me pareció entender eso en el video que puso la profe en la otra entrada sobre La Tribuna).
Las descripciones, quizás, por ser un poco más abundantes a lo que acostumbro, y, en mi caso, contener palabras de las que desconozco el significado, hizo de la lectura algo más pesada.

La novela, perteneciente a la corriente literaria del naturalismo, refleja detalladamente la sociedad de la época, la clase pobre.. la burguesía...; la manera en que vivía la protagonista (y los demás) los conflictos sociales y políticos de aquella época (por primera vez aparece realmente la clase obrera como protagonista)... entre otras cosas que ya han mencionado mis compañeros anteriormente.
En cuánto al personaje de Amparo, me parece una mujer fuerte, con personalidad, no se resigna a vivir "lo que le ha tocado", y lucha por sus ideales. Aparece en la obra también la emancipación de la mujer trabajadora (existe un importante cambio en cuanto a la mentalidad entre las protagonistas femeninas de las obras qe hemos leído anteriormente y esta), al fin y al cabo, en esta obra aparecen mujeres que se valen por sí mismas.